Sabes...?

Sabes...?

Amiblogs Feliz Navidad 2016

Amiblogs Feliz Navidad 2016
y Bendecido Año 2017.

Sigue mi Rastro.!

jueves, 4 de marzo de 2010

Marzo mes de La Mujer.

¿Cuál es el origen del 8 de marzo? Como sabemos, este día se celebra el Día de la Mujer, momento en el que la defensa de los derechos de la mujer es lo que cuenta y en el que debemos reivindicar dichos derechos públicamente con más fuerza que nunca. El Día de la Mujer se celebra desde principios del siglo XX.

La incorporación de la mujer al trabajo, aunque ayudada por los movimientos feministas que empezaron a surgir en el siglo XIX, llegó de una forma algo repentina, y por una causa de fuerza mayor: la Segunda Guerra Mundial. Y es que, mientras los hombres se dejaban la vida en los frentes, eran las mujeres quienes tenían que seguir con sus trabajos para que la sociedad siguiese siendo productiva. Así, un gran número mujeres, de los países aliados principalmente, dejó las tareas del hogar y se lanzó al mundo laboral.

"Que vivan las mujeres que sueñan con dormir... y duermen. Que vivan las mujeres que apagan sesenta velas porque cumplieron sesenta años. Que vivan las mujeres que dejaron de ordenar las cosas que los demás desordenaron. Que vivan las mujeres que se atreven a vivir... ¡Que vivan!

Dedicado a todos los MUJERONES que habitamos este bello Planeta.

domingo, 28 de febrero de 2010

Hojita Fría...


Hoja al aire, indefensa, detenida

apenas, única en el árbol

enrojecido y respirante; ojo

sobresaltado, abierto, lúcido:

en el temor mi corazón. Asfixia,

duermevela con fantasma inminente.


Deshabitado el traje suspendido,

suena con un temblor de piel que busca

su bestia desollada, su materia

de bestia próxima pudriéndose.

Oh, muerta, muerta, muerta.

Ineficaz del todo fue la sábana

subida hasta la nuca;

fija por nuca y manos, escudando

de la noche agresora y sus viscosos

jirones; y sucumben la garganta,

y los flancos y el vientre

sin armazón de hueso que los guarde.


Y qué de lo que pasa

clandestino, mimético sombrío;

lo invisible y con ruido, comprensible

por el tacto pasivo; la caída

al hielo tenue que dimana

del espinazo, y a la lengua

que tiembla y enmudece,

y al paladar de bóveda eclesiástica.


Ahora bien: ¿Soy este que se calla?

¿Soy el que gime lejos? ¿El que viene

soy, el que va saliendo, el que se queda?

¿Para qué servirá, de qué me vale

querer, sabiendo lo que sigue?

Si la sonda desciende, naufragada

sin esperanza y sin regreso,

al fondo inalcanzable que le huye.


Yo conozco las caras que se parten

en dos y en otras dos y en otras;

elementales casi formas

disfrazadas de ausentes enemigos.


Y en torno crujen las marchitas

maderas lamentables,

como un otoño cruje, como crujen

barcos difuntos, abrasados troncos,

alas crispadas y caducas

de domingos de ramos polvorientos.